Ayuné por 3 días, ayuno intermitente.
27 abril 2020
10 diferencias entre franceses y argentinos
1 junio 2020

La vida después de la cuarentena

Durante la cuarentena contábamos los días para poder salir libremente, no sabíamos cuánto tiempo íbamos a estar encerrados. Pero sí de algo estábamos seguros era que la vida después de la cuarentena no sería una vuelta a la normalidad. Viviríamos una nueva realidad.

En Francia ese «después de la cuarentena» fue el 11 de mayo. Hace una semana, de a poco vamos saliendo, volviendo a vivir aprendiendo a cuidarnos y cuidar a los demás. Como una criatura que sale de hibernación y debe habituarse a la primavera, al sol que brilla.

Por el momento no he vuelto al trabajo, quizás en un mes o dos. Nadie lo sabe realmente, pero algo es seguro : las cosas cambiaron. Por el momento los bares y restaurants siguen cerrados. Hay que usar mascara en los transportes comunes y se se quiere ir más allá de 100 km al rededor de casa, hay que tener un buen justificativo.

Yo sigo acostumbrándome a esta vida después de la cuarentena , de base soy una persona que ama planificar y organizar todo, así que desde el confinamiento me he tenido que adaptar y dejar que las cosas fluyan. Vivir al día a día sin poder pensar en el futuro, en los próximos meses o qué haré el próximo año.

Lo negativo de este confinamiento fue, sin dudas, tener que anular 2 viajes. Eran destinos que veníamos planificando desde hace tanto y ahorrando, ya que uno era al otro lado del mundo, así que tener que aceptar el hecho de que no se pueda ir y sin saber cuándo las fronteras internacionales volverán a abrirse, hace mal.

Viajar es lo que me motiva, lo que me da fuerza para mejorarme en mi profesión y superarme día a día en mi trabajo. El hecho de no poder hacerlo se me hace difícil, aunque me diga que todo sucede por algo, y que en algún momento podremos realizarlos, siento que son viajes que me pasaron entre los dedos. Como sueños rotos en pedacitos.

Obvio que también hubo cosas positivas, y teniendo un poco de perspectiva sobre los últimos dos meses me doy cuenta que hice bastante cosas que venía postergando. Me puse al día con mi sitio web y ahora tienen una sección donde les muestro prendas y objetos de moda que pueden comprar o servirles de inspiración (aquí). La boutique donde pueden ver mis trabajos como grafista e incluso comprarlos (aquí) ya que soy freelance también empieza a tomar forma. En fin, quizás no sea mucho pero son cosas que deseaba tener el tiempo de organizar.

No creo que haya que exigirse durante un período de cuarentena, ya que es una situación desconocida para la gran mayoría y para la que no estamos preparados, por lo que cada uno lo maneja como puede. Con las herramientas que tenemos. Está bien procrastinar, dormir, comer, hacer ejercicio, estar triste. No hay reglas ni guías. Si algo deberíamos aprender es a escucharnos más y respetar nuestros tiempos sin culpabilizar.

Desconectar también es bueno. El uso de redes sociales explotó durante este tiempo y con ello su lado negativo. Muchas personas me comentaban que los estresaba ver como los demás se ejercitaban, cocinaban o hacían cosas sin parar y ellos ahí, sin saber por dónde comenzar. Mi consejo era siempre el mismo: cuando una red social no da felicidad, es momento de apagar el celular.

Sinceramente espero que hayamos aprendido algo de esta situación tan particular. Que saquemos conclusiones positivas, que el balance que hagamos sea enriquecedor. Que durante esta nueva realidad después del confinamiento seamos menos egoístas, que vivamos más el presente, consientes de la economía regional, de la importancia de consumir local, respetando la naturaleza. Comprender que vivimos en sociedad, que somos parte de un todo mucho más grande que nuestro ego.


Constanza
Constanza
Hola ! Soy Constanza, me mudé a Francia desde Córdoba, Argentina en 2015 como Au pair y el destino me hizo quedar acá donde trabajo, estudio, escribo y viajo ! Así que les cuento de todo ello en este rinconcito de internet que creé con mucho amor.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *